Solita Silveyra, se viene el Gran Hermano

Soledad Silveyra fue la elegida para conducir el programa. En la producción le dijeron que ella era “una gran hermana”. Ella aceptó sabiendo que también pensaron en ella por su costado sensible.

¿Qué es lo que te enganchó para aceptar la conducción del programa?
En primera instancia, lo primero que analicé es cuánta ficción iba a tener Telefé. Como buena actriz, tengo miedo que los talk shows y los reality shows nos dejen sin trabajo. Cuando vi la grilla de Telefé y cuando Villarruel me comentó que va a haber más ficción que el año pasado, entonces me tranquilicé, desde un punto de vista hasta diría político; porque si hay algo que me interesa es defender el trabajo de los actores. Me mostraron el material de España y de otras partes del mundo y sentí que podía hacer algo positivo. No me pareció algo tan escandaloso como me lo habían comentado, al contrario.