La “calienta pava”

Las actitudes de una habitante de la Casa no pasa inadvertido para nadie, y menos para Martín y Gustavo. Dialogando entre códigos especularon sobre el comportamiento futuro de la niña en cuestión, encadenando estas frases: “en cualquier momento se va a quebrar”, “es sólo una cuestión de tiempo”, “yo advertí actitudes de ella con determinadas personas”, “y después se repitieron con todos”, “me parece que es la clásica calienta pava”, “obvio”. ¿De quién hablaban? De Eleonora.