Juan Simón salió con mala onda

Juan Simón, el benjamín nunca encontró su lugar en la Casa. Y al ver el poco emotivo brindis de despedida que le obsequiaron sus ex compañeros disparó: “Sólo le creo a Renzo”.

Juan Simón nunca se sintió demasiado cómodo dentro de la Casa. Se sentía mal porque le decían “pendejo”, por ser el más chico del grupo y le parecía que no lo tomaban en cuenta.

Además, no encontró nunca su lugar en la Casa. Primero se juntó con los “world”, pero al ver que estos salían uno a uno se quiso pasar a la banda de los “atunes”, quienes no lo recibieron bien.

Su paso por el juego estuvo marcado por el conflicto. Se peleó con Damián, Andrea y Flor por cuestiones bastante pequeñas. Por eso, su nominación estaba cantada desde hacía rato y su salida no extrañó a nadie.

Ya afuera, sus compañeros brindaron con él con pocas ganas. Le desearon que le fuera bien en el juego, pero nadie soltó una lágrima ni se preocupó demasiado. Estaban distraídos con la entrada de Sebastián y Flor.

Por eso, cuando Mariano Peluffo le preguntó que pensaba del brindis soltó un escueto “al único que le creo es a Renzo”. De todas formas, se mostró un poco arrepentido por algunas actitudes suyas durante el juego.