Fernanda es la segunda expulsada

Por segunda vez, el público tuvo la palabra. Y la decisión fue apretada: por un 43% Fernanda Zapata fue la segunda expulsada de la tercera edición de Gran Hermano. La asistente social vio de esta manera como culminó su sueño. Entró a la Casa con la idea de dejar atrás una vida atormentada, tal como habló varias veces con Analía, la persona con la que sintonizó dentro del juego de manera inmediata. Y estuvo bastante cerca de Diego, aunque sin pasar a mayores.