Bromas y predicciones

Alejandra Martínez Gran Hermano 2 Argentina

Los chicos estaban aburridos y no sabían qué hacer. Alejandra y Silvina fueron juntas al confesionario para pedir que Gran Hermano les diera “algo”. Así fue como minutos más tarde llegó Alejo, el tucán, quien luego de jugar con ellos al truco y al baile de las sillas les propuso hacer un coro de lo más original. Silvina debía decir “Conch tu ma”, Roberto “Tome limonada pa dormir de madrugada”, Gustavo “Porelor”, Javier “Bubu salamín” y Alejandra, marcar el ritmo y bailar. Así, después de mucho intentar y practicar los chicos lograron dar con el ritmo, la cadencia y lograron así el canon perfecto con esa letra tan poco convencional.

Más tarde, la rosarina tuvo la mejor idea. Cuando el Tucán Alejo les sugirió a los chicos que jugaran a las escondidas, ella se dirigió al jardín y se metió debajo de una de las burbujas al costado de la pileta. Al terminar de contar, Roberto no tuvo problemas en hallar a la mayoría de sus compañeros. Pero de Silvina, ni rastros. Lamentablemente, El Paisa tuvo la idea de sentarse sobre la burbuja, lo que le facilitó la tarea al maderero. Sin embargo, al encontrarla, los chicos decidieron vengarse de la últimas bromas de la modelo. Sentados sobre la burbuja, le indicaron que saliera, disfrutando de sus infructuosos intentos. Recién cuando gritó que se estaba haciendo pis, la dejaron libre y festejaron la venganza mientras ella corría hacia el baño.

A pocas semanas de que termine el programa, los chicos no piensan en otra cosa que la final. Y algunos ya se animan a vaticinar el nombre del último que se quedará en la Casa. Hablando sobre eso estaban Gustavo, Silvina y Alejandra, cuando la cordobesa dio su punto de vista: “Para mi ganás vos”, le dijo segura al fierrero. “Ojalá”, respondió Gus imaginando ese momento. “La bruja sargento barbuda nunca le erró en todas sus predicciones”, se ufanó la novia de Pablo, mientras Silvina la miraba sin alegrarse demasiado con el pronóstico.